Suscríbete gratis a Frases Bonitas

Nunca supe que el amor tenía un sonido, hasta que te oí reír.


Nunca supe que el amor tenía un sonido, hasta que te oí reír.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...